Publicado el

Beneficios del masaje

Hoy en día existen muchas técnicas que nos permiten sentirnos mejor y con más energía, lo que nos ayuda a hacer más cosas y tener una mejor calidad de vida.

Los masajes son una de esas técnicas o herramientas terapéuticas más antiguas que, con el paso del tiempo han ido evolucionando con el fin de brindar cada vez más beneficios, generando no sólo mejoras a nivel físico sino también a nivel emocional.

Si estás pensando en realizarte un masaje pero aún no te decides, aquí te dejo varios beneficios que ofrece para tu salud un buen masaje relajante.

Los beneficios del masaje van mucho más allá de ofrecer al cuerpo y la mente un estado profundo de bienestar. Esta herramienta antes usada sólo por quiroprácticos, promueve la relajación como objetivo principal. Pero, también estimula en el organismo una serie de acciones positivas que van desde mejorar la circulación sanguínea hasta disminuir los dolores y molestias causadas por el síndrome premenstrual.

Algunas técnicas o estilos de masajes son mejores que otras. Incluso los resultados de algunas están apoyadas por estudios científicos y, otras se basan en supersticiones y creencias como el Reiki o la acupuntura de las que nada hay demostrado y sus resultados son netamente subjetivos.

Un masaje puede marcar un antes y un después

¿Cuál es la razón principal para querer realizarte un masaje? Liberar tensión. El ajetreo del día a día, las reuniones agotadoras en tu trabajo, los quehaceres del hogar, el tráfico. En fin, nuestro día está lleno de preocupaciones y retos que terminan por tensar nuestros músculos y llenarnos de cansancio físico y mental. Por lo que el masaje relajante siempre es la opción segura.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el estrés laboral es uno de los principales problemas tanto para la salud de los trabajadores como para las empresas en las que trabajan. Por eso, a parte de la obvia liberación de la tensión, los beneficios del masaje relajante son mucho más complejos de lo que crees.

La masoterapia, se puede definir como el uso de distintas técnicas de masaje con fines terapéuticos, esto es, tanto para el tratamiento de enfermedades y lesiones como para el mejoramiento de la salud mental. Éstas técnicas se basan esencialmente en el uso de movimientos y distintos niveles de presión con las manos sobre el cuerpo.

El masaje terapéutico o masoterapia, fue diseñado para brindar relajación o rehabilitación a diferentes partes del cuerpo dependiendo de su aplicación. Aunque algunos no crean en la efectividad de un masaje éste ha ayudado a muchos a mejorar la flexibilidad de los músculos, promover una mejor circulación y a su vez, reducir el estrés.

Beneficios del masaje que seguro no sabías

Está demostrado que los masajes benefician tanto a que tu piel se vea más fresca y joven, como a que los músculos se relajen, mejore la digestión, el sistema nervioso y respiratorio, a nivelar la producción de hormonas e influye directamente en el estado de ánimo de las personas.

Como ya has podido ver, el masaje tiene infinidad de beneficios y éstas son algunas de sus más increíbles ventajas:

¿Esas horas extra de trabajo le están pasando factura a tu espalda?

El masaje relajante ayuda a descontracturar los músculos y liberar la tensión que se acumula en ellos. Esto permite aliviar el dolor e inflamación que se localiza en la espalda y en la cabeza por causa de la tensión acumulada en el día, además de combatir la rigidez corporal.

Un vida sedentaria, largas jornadas laborales y tantas preocupaciones no sólo pueden causarte problemas físicos sino también mentales, por lo que un masaje favorece además el sistema inmune, te ayuda a dormir mejor y mejora la cicatrización de las heridas.

Disminuye tus niveles de estrés

Nada es más efectivo para calmar el estrés que un buen masaje. Su poder para crear un estado de paz y tranquilidad profunda es uno de sus mejores beneficios. Y esto, gracias a que disminuye los niveles de la hormona cortisol en tu organismo.

Recordemos que, esta hormona es secretada en grandes cantidades cuando el cuerpo humano está sometido a una gran cantidad de estrés. Por lo que si estás pasando por un momento estresante, te recomiendo tomar una pausa para regalarte un buen masaje.

¡Adiós ansiedad y depresión!

Está comprobado, después de un masaje relajante las personas se sienten renovadas por dentro y por fuera. Ya que esta terapia estimula la secreción de la hormona serotonina, sustancia responsable de mantener en equilibrio el estado de ánimo de las personas, no por nada la llaman la hormona de la felicidad.

Por lo tanto, cuando te haces un masaje no solo saldrás alegre, sino que combatirás de forma casi instantánea los síntomas de la ansiedad.

Reduce el ritmo cardíaco y la presión de la sangre

Los masajes activan el sistema circulatorio, lo cual permite que todo tu cuerpo reciba mayor cantidad de oxígeno. Al activar la circulación no sólo se logra disminuir la presión arterial sino que se mejora la inflamación de las extremidades causada por problemas vasculares como las venas varicosas.

Además, debemos recordar que la piel se nutre de la circulación sanguínea, por lo tanto, mientras mejor circule la sangre por todo el cuerpo, mejor lucirá tu piel.

El cuerpo cuenta con distintos filtros como los riñones, el hígado y los ganglios linfáticos para eliminar las toxinas acumuladas en el organismo. La activación de la circulación a través del masaje también ayuda a desintoxicar el cuerpo de forma más eficaz y natural.

¿No tienes tiempo para ir a un spa?

Muchas personas llevan un estilo de vida bastante ajetreado y no tienen tiempo o dinero para visitar un spa regularmente. Por suerte, con los avances de la tecnología hoy contamos con aparatos como sillones, colchones o sillas masajeadoras que ofrecen una amplia gama de masajes, música relajante y niveles de presión que te harán sentir como en un spa de lujo pero en tu propia casa.

Debes tener muy en cuenta que si tienes un dolor muy fuerte o alguna condición medica lo mejor es acudir a un fisioterapeuta o algún especialista que estudie tu caso y te ofrezca la mejor solución personalizada.

Los sillones de masaje, masajeadores y demás productos te ayudan pero jamás son la solución a un problema persistente.